martes, 5 de abril de 2011

MUSEU DEL ROCK DE BARCELONA

Este pasado jueves tuve la inmensa satisfacción de acudir a la invitación que me hizo mi amigo Jordi Tardá a la inauguración del Museu del Rock, el primer Museo dedicado a la historia y a la cultura del rock que se inaugura en Europa, y que no es sino la culminación de años y años de trabajo, esfuerzo e ilusión de Jordi, quien ha llegado a ser un periodista musical de fama internacional al mismo tiempo que un afamado coleccionista de toda clase de memorabilia musical relacionada con el rock: su gigantesca colección personal incluye discos firmados, guitarras, trajes, documentos, posters, fotos inéditas... de todas las grandes figuras de la historia del rock, que componen y conforman todas las galerías de este Museo.

A esta magnífica fiesta de inauguración acudieron muchos de los más destacados músicos del rock catalán (Pedro Gené de Lone Star, Loquillo, La Companya Eléctrica Dharma o Carlos Segarra entre otros) y algunas figuras del rock internacional como Kerry King y Gary Holt –guitarrista de Exodus temporalmente en Slayer, cuyo concierto en la Ciudad Condal se celebraría un día más tarde- o Marky Ramone, que intervino en el discurso de inauguración, además del propio Jordi junto al director de Metrovacesa, empresa que ha participado activamente en la iniciativa, Ramoncín y el Conseller de Cultura de la Generalitat Ferrán Mascarell, -quien por cierto, se declaró Stone- y que introdujeron en el escenario a los Smoking Stones, los cuales protagonizaron un estupendo concierto, el primero que se celebra en el museo a base de contundentes versiones de clásicos como “Won’ t Get Fooled Again” de los Who, “Rock´n´Roll” de Led Zeppelin o “Satisfaction” de los Rolling Stones.

Situado en una excelente zona de la ciudad, en la Plaza de España cerca de la Estación de Sants y frente a la Fira, el Museu del Rock se ha instalado dentro de lo que fue la antigua plaza de toros de Las Arenas, en donde también se ha abierto un gran centro comercial y de ocio.

Salas temáticas dedicadas a los Beatles, Rolling Stones, rock español y catalán asi como a las décadas de los 50 a los 90 integran el museo, en cuyas instalaciones también se albergan dos salas de conciertos, así como una cafetería restaurante. Habrá también exposiciones temporales de otras colecciones así como diversas actividades relacionadas con el mundo del rock: conciertos, presentaciones de discos, de libros de música, etc.

Además de celebrar la buena noticia que representaba esta inauguración que tanto se había hecho esperar, y de poder tener de nuevo la oportunidad de tomar unas copas con mis amigos de la “canalla” periodística rockera barcelonesa –Alfred Coco Crespo, Jorge Ortega, Xavi Mercadé, etc.- sinceramente me felicito de que finalmente esta iniciativa se haya materializado y de haber tenido el privilegio de asistir a su estreno. Barcelona, ciudad universal y cosmopolita como pocas, puede sentirse muy orgullosa, e incluso toda Catalunya como país, de tener esta institución cuyo servicio a la música, la cultura y el arte no tienen parangón.

Creo que es de justicia volver a recalcar la magnífica labor que durante todos estos años ha hecho Jordi Tardá en su trabajo por acumular esta sensacional colección de auténticos tesoros de la historia del rock. No olvidemos que recientemente ha celebrado nada menos que 25 años en la radio al frente de su Tarda Tardá, y que a lo largo de toda su trayectoria, en la prensa, en la radio, las ferias, etc. siempre ha difundido y apoyado el rock de calidad y la buena música. Desde aquí, mi más sincero abrazo y mi enhorabuena por haber hecho realidad su sueño, que es tambien nuestro, el sueño de todos los que deseamos que el rock sea aceptado, entendido y valorado como lo que es, la forma de música y la expresión artística más revolucionaria, grande y universal de la cultura contemporánea.

Si amáis el rock y pasáis por Barcelona, no podeis dejar de visitar el Museu del Rock. Es una delicatessen para el espíritu.

Y finalmente, gracias a Xavi Mercadé por sus fotos para ilustrar esta entrada en el blog.

4 comentarios:

Antonio Díez dijo...

la próxima vez que vaya a barcelona no me lo perderé... gran noticia

HYYA_78 dijo...

Es un orgullo que mi amada Barcelona, mi ciudad, acoja el primer museo del Rock. Como catalana y rockera estoy un poco astiada de la poca repercusión que tiene nuestra música en esta gran ciudad, los conciertos se llenan hasta los topes, pero las instituciones no apoyan a las tremendas bandas que salen de nuestras calles. Desde ahora se abre una puerta a la esperanza, espero que sea el museo más visitado........ Además del placer de ver como un lugar como una plaza de toros (con una fachada preciosa, ha de ser sincera), ahora esta al servicio del rock!!!! Brutal!!

HYYA_78 dijo...

Estoy muy contenta de que mi encantadora ciudad, Barcelona, acoja al primer museo del Rock... Está perfectamente situado para cualquiera que quiera visitarlo, no hay lugar mejor comunicado que la Plaça Espanya . Por otro lado, siento un especial orgullo por el lugar que se ha elegido para ubicarlo... La antigua plaza de toros "Les Arenes" era sin duda alguna un monumento arquitectónico emblemático, pero ahora con la fachada perfectamente conservada y con nada menos que un Museo del Rock en su interior, es mucho más que un lugar donde antiguamente se mataban toros para disfrute de unos pocos!!!!!

rocks dijo...

Aún no he podido pasarme, pero lo tengo entre mis prioridades. Aparte de haber sido un seguidor del programa de Tardà desde mi adolescencia, y haberme despachado a gusto en las ferias de vinilos que él organizaba, tuve la ocasión de acudir hace años a su primera gran exposición de coleccionista, que fue tremenda. Es, sin duda, visita obligada. Y me iré con mis hijos, para que se les meta el gusanillo del rock en el cuerpo !