miércoles, 28 de julio de 2010

VISCA CATALUNYA Y VIVA EL NO A LA TORTURA Y EL GENOCIDIO CONTRA LOS ANIMALES

El Parlament De Catalunya, es un acto que le honra y que le pone a la cabeza de la dignidad humana y para mi, al máximo respeto y admiración política por su valentía y humanidad, HA PROHIBIDO EL SANGUINARIO ESPECTACULO DE LAS CORRIDAS DE TOROS.

¡SI Señor! Una vez más, VISCA CATALUNYA!

4 comentarios:

Luis dijo...

Saludos desde Barcelona. El problema ahora es que hasta el 2012 no se aplicará esta ley.... si es que llega a plicarse! El PP va a presentar en el congreso y el senado una propuesta para declarar las torturas de toros de interes nacional. Por lo tanto la cosa pinta fatal. Si es que, al final siempre hacen lo que les pasa por los huevos. No somos más que unas hormigas trabajadoras sin poder de decisión, por mucho que creamos que realmente participamos de este montaje llamado democracia parlamentaria.

Pd. y ahora, a por los toros embolados ("correbous" en Catalunya) La gran vergüenza de la cultura catalana.

Mariano Muniesa dijo...

Hola, Luis.
Saludos, felicidades por tu comentario y un gran abrazo. Estoy de acuerdo contigo en todo lo que dices, punto por punto.
En cualquier caso, que una iniciativa legislativa popular hay podido llegar a votarse en el Parlamento Catalán es algo que desde Madrid, donde padecemos la dictadura más arbitraria, hipócrita y repugnante que existe a nivel autonómico, la de la aristócrata enjoyada de la Espe, vemos con gran envidia.
La lucha debe continuar...
Repito, un gran abrazo.

Anónimo dijo...

Con todos mis respetos, creo que mimar a un animal durante las 24 horas del día de cinco años no es ningún genocidio. El toreo comienza en las dehesas, en la libertad de un animal que no padece en peceras, rejas, casas, torturas... Sí es cierto que el animal derrama sangre en la plaza, pero ello le ayuda a liberar beta endorfinas que eliminan el padecimiento. Creo que el problema es el desconocimiento y los estereotipos, el pensar que la tauromaquia son gente conservadora que odia al toro. La tauromaquia era Alberti, Hernández, Lorca, Picasso... -intelectuales y, muchos de ellos, incluso, comunistas. Claro que sí. Aunque, por supuesto, respeto vuestras posiciones. Un saludo.

Gero dijo...

Toda una alegría la decisión tomada por el Parlament, que creo que en este caso si es representiva de la opinión de la sociedad catalana.