martes, 9 de septiembre de 2008

GRANDES DISCOS EN DIRECTO DE LOS 80 (III): BLACK SABBATH

BLACK SABBATH 'Live Evil' (diciembre 1982)

Hasta la edición 25 años después, de 'Reunion', este fué por definición el gran álbum de Black Sabbath en directo, con una formación en la que tras la expulsión de Ozzy en 1979, un Ronnie James Dio en plena exhibición de su poderío como cantante y un Vinnie Appice que reemplazó a un Bill Ward alcoholizado y enfermo por aquel entonces, estaba ofreciendo conciertos en directos senasacionales siendo la mejor prueba es este ´Live Evil', grabado en los conciertos de San Antonio, Dallas y Seattle de la gira USA que hicieron entre febrero y mayo de 1982.
En 1981 se había editado sin el conocimiento ni el consentimiento de la banda un directo llamado 'Live At Last' con grabaciones de malísima calidad extraídas de diferentes actuaciones hechas todavía con Ozzy Osbourne, y tanto por el mal sabor de boca que ese disco les había dejado, así como las evidentes críticas corrosivas de las que fue objeto, el grupo tuvo siempre en el punto de mira sacar un disco en directo bien producido, sobre el cual ellos controlasen el repertorio, la portada, la producción... y de esta suerte, 'Live Evil' sí fue ese gran disco en directo, ese doble en vivo que una banda con el nombre de Black Sabbath merecía y que a pesar de ser una banda muy prolífica en los 70, no tuvo la oportunidad de sacar un gran disco en directo como Deep Purple, Free o Uriah Heep sacaron.
Dio supo interpretar fenomenalmente los clásicos de Ozzy, desde "N.I.B" a "Paranoid", además de "Children Of The Grave", "War Pigs" o "Iron Man", además de por supuesto, sus propias canciones, tanto "Neon Knights" como "Voodoo" o "Heaven And Hell", en la cual incluyeron un excelente medley con "The Sign Of The Southern Cross".
Muchos de los discos en directo de esta época parecieron tener un signo profético; Si la formación del MSG se rompió nada más editar el álbum en vivo, con los Sabs sucedió algo
similar. En los primeros días de 1983, Black Sabbath publicaron una nota de prensa en la cual anunciaron la marcha de Ronnie James Dio de la banda, en medio de acusaciones cruzadas entre ambas partes precisamente a causa de este disco; Tony Iommi y Geezer Butler acusaron a Dio de acudir al estudio a sus espaldas a subir las tomas de su voz y a regrabar canciones completas para sobresalir por encima de ellos, mientras Dio siempre afirmó que se marchó porque cuando anunció que tenía intención de hacer un disco en solitario, Geezer y Tony se dedicaron a hacerle la vida imposible, empezando por sabotear sus tomas de voz en 'Live Evil'..
Los 80 tras la edición de este disco resultaron un auténtico calvario para los Sabs, que nunca volvieron a conocer sus tiempos de gloria de los 70 hasta que en 1996 Ozzy no se reunió con ellos. Dio por contra, inició tras la marcha de Black Sabbath una carrera en solitario enormemente exitosa en sus primeros años, y muchos de los temas que grabó en este gran doble directo, en especial "Heaven And Hell" siempre han formado parte del repertorio del cantante neoyorquino.
Con motivo de la formación de Heaven And Hell en 2007 y la gira que llevaron a cabo, existe otro muy buen disco en vivo, "Live Radio City Music Hall", igualmente recomendable -de hecho, esta mejor producido que este y es más extenso- pero en la década de los 80, "Live Evil" fue el verdadero estandarte de Black sabbath en vivo y editado en disco.